Dos años de Vila Dosal

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Hace dos años, el teatro Peón Contreras tenía una escenografía especial para albergar uno de los eventos más importantes en la historia contemporánea de Yucatán: el panista Mauricio Vila Dosal reemplazaba en el cargo como gobernador al priísta Rolando Zapata Bello.

El ex alcalde de la ciudad de Mérida estaba a punto de convertirse en el segundo gobernador emanado de las filas blanquiazul, luego que Patricio Patrón Laviada dirigiera a este estado de raíces mayas en el periodo 2001-2007.

Ese día, se desplegaron las dos banderas mexicanas que suele estar en la parte posterior a la tribuna del Poder Legislativo Local. El presidente de la Mesa Directiva, Enrique Castillo Ruz, dirigió la transición de poder con el gobernador saliente y el entrante. El escenario estaba repleto de guayaberas blancas, la indumentaria de gala en el sureste mexicano.

Después del inicio de la sesión del Congreso, Vila Dosal tomó protesta del cargo más importante en el estado de Yucatán. “La particular del estado y las leyes de que ella emanen y a desempeñar leal y patrióticamente el cargo de gobernador que el pueblo me ha conferido y pugnar en todo momento por el bien, la prosperidad y la unión del estado”, dijo en la más alta tribuna política, hace dos años en el teatro Peón Contreras.

Ese día Vila Dosal anunció un proceso de adelgazamiento del presupuesto de Yucatán, con la eliminación de los lujos como los coches rentados y la cancelación de más de 300 líneas de celulares que estaban bajo contrato del Gobierno de Yucatán. “Vamos a rescatar el sentido de la política como la enorme oportunidad para el servicio de los demás para la política solo se justifica el bien común para eso entre a la política y en esta tarea me declaro libre de compromisos particulares que me impidan ser gobernador”, manifestó también el 1° de octubre del 2018.

Ahínco en la economía

En sus primeros meses de gobierno aplicó planes de salud como médico a domicilio y la instalación de consultorios 24/7 en 105 municipios del estado. También desarrolló planes que promovieran el autoempleo o el emprendimiento a través del programa Microyuc y para el campo, le dio continuidad al programa peso a peso.

En sus dos primeros años de gobierno, Vila Dosal ha buscado avanzar en la mejora regulatoria, lo cual busca digitalizar los trámites burocráticos del gobierno. Es decir, que un inversionista pueda obtener permiso para un gobierno a través de tramites en línea.

Bajo la administración de Vila Dosal, se han inaugurado los parques eólicos de Dzilam Bravo, Tizimín y más recientemente de Progreso, así como los fotovoltaicos de Peto y también de Progreso.

Este jueves celebró los dos años de su gobierno con la entrega de apoyos en Tekax

Reforzar la seguridad

Uno de los principales retos de Vila Dosal al iniciar la gubernatura hace dos años era no perder los índices de seguridad que caracterizaban a Yucatán. Mantuvo en la Secretaría de Seguridad Pública a Luis Felipe Saidén Ojeda y ha buscado reforzar a la corporación con nuevos equipos. Para ello, recibió la aprobación de los diputados locales para adquirir un empréstito de dos mil 620 millones de pesos para desarrollar el plan “Yucatán Seguro”. Esta estrategia aumentará a más de cinco mil, el número de cámaras de seguridad en la entidad, multiplicar los arcos viales, colocación de semáforos inteligentes, botones de pánico para la población, cuatro embarcaciones rápidas para la costa y hasta la contratación de un avión sigiloso para reforzar la vigilancia aérea.

Relación con el presidente

Cuando Vila Dosal ya era gobernador en funciones, recibió en el Palacio de Gobierno al entonces presidente electo, Andrés Manuel López Obrador. Desde ese día, el jefe del Gobierno Federal inició una cadena de elogios hacia la gestión del gobernador yucateco. “Mauricio Vila extraordinario gobernador de Yucatán, muy buen gobernador”, dijo en Ticul en abril del 2019 ya el presidente en funciones.

A raíz de generar una sinergia con el padre de la denominada “cuarta transformación”, se reinauguró el Hospital de Tekax para que formara parte del recién creado INSABI y consiguió 200 millones de pesos adicionales para realizar acciones de viviendas en su primer año de mandato.

La llegada de la pandemia

La mayor prueba para el gobernador en estos dos años llegó el trece de marzo del presente año, cuando se registró el primer caso de coronavirus en Yucatán. A partir de ahí, la actual gestión debió abocarse a la lucha contra la pandemia que ha contagiado a más de 18 mil personas y lamentablemente ha generado más de dos mil trescientas muertes. Esto, llevó a Vila Dosal a tomar medidas como cierres de comercios, escuelas y cambiar algunas dinámicas de los yucatecos para evitar un mayor número de contagios. “Quiero anunciarles que instalaremos un comité de asesoramiento conformados por los mejores expertos epidemiólogos de salud para que ellos sean los que recomienden las medidas que debemos de tomar durante y después de la conclusión de la contingencia”, fue uno de los tantos anuncios del mandatario en estos últimos seis meses marcados por la enfermedad del COVID-19.

Después de seis meses, Yucatán ya experimenta una tendencia a la baja en el número de contagios pero aún no ha dejado este tema atrás. Para el tercer año de gobierno, Vila Dosal deberá continuar con la lucha contra el coronavirus, seguir trabajando en la reactivación económica de la entidad y con un recorte presupuestal por parte del Gobierno Federal, el cual, al ser comparado con el año 2018, representa seis mil millones de pesos menos para Yucatán. “El proyecto del presupuesto del 2021 no incluye 34 programas que si estaban en el 2020 esto representa 510 millones de pesos menos. Además, también desaparece del nuevo presupuesto de la federación el costo metropolitano, el cual este año en Yucatán se están ejecutando obras por 580 millones de pesos”dijo apenas esta semana.

El tercer año del gobierno de Vila Dosal también estará marcado por las elecciones del 2021, en la que los yucatecos elegirán a 106 alcaldes, a 25 diputados locales y 5 legisladores federales.