Los paraderos ya tienen nueva ubicación en el centro de Mérida

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Sin mayores inconvenientes y con toda normalidad, este lunes comenzaron a funcionar las nuevas zonas de ascenso y descenso en el Centro Histórico de Mérida de algunas rutas del transporte público que cubren las zonas norte, oriente y poniente de la ciudad, las cuales fueron reubicadas para acercarlas más a este punto, con el objetivo de reducir los tiempos de traslado y dar mayor fluidez en el tránsito.
Desde temprana hora, usuarios del servicio comenzaron abordar los autobuses que los llevaron a sus respectivos destinos en los paraderos que fueron reubicados, quienes comentaron que no tuvieron mayores problemas para encontrar las nuevas áreas donde paran los camiones, pues el Gobierno del Estado informó de manera anticipada de estos cambios.
Cabe mencionar que estas reubicaciones forman parte de las adecuaciones al Plan de Mejora a la Movilidad Urbana en el Centro histórico meridano, resultado del trabajo coordinado entre el Gobierno estatal, el Ayuntamiento de Mérida y la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo (Canaco Servytur) de Mérida durante las mesas de evaluación con la finalidad de beneficiar la economía, sin exponer la salud de quienes acuden a esta zona de la capital yucateca.
Hay que señalar que, dentro de las mejoras que se estarán llevando a cabo a este Plan, resultado de la coordinación y diálogo con la Canaco Servytur Mérida, también destacan mejoramientos en las áreas de carga y descarga y modificaciones en los horarios para realizar estas tareas en este punto de la ciudad, entre otros acuerdos.
Al iniciar la jornada de este día, los pasajeros del transporte público también hicieron uso de los dispensadores de gel antibacterial que ya se encuentran funcionando en más de 600 unidades que cubren las diferentes rutas de Mérida y la zona metropolitana, como parte de las acciones que el Gobierno del Estado realiza para continuar protegiendo la salud de los usuarios ante la pandemia del Coronavirus.
También se pudo observar la presencia de personal del Gobierno Estatal, identificado con chalecos verdes, quienes proporcionan información a los usuarios y reparten gel antibacterial, tarea que se complementa con el apoyo de choferes de camiones e inspectores del Instituto de Movilidad y Desarrollo Urbano Territorial (Imdut) para agilizar y hacer más eficiente el uso del transporte público.
Al opinar sobre estas adecuaciones en los paraderos del transporte público en el Centro Histórico, Carmen Pérez Jiménez, originaria del municipio de Umán, aseguró que estas nuevas ubicaciones de las zonas de ascenso y descenso son muy buenas ya que contribuyen a reducir los tiempos de traslado.
“Antes teníamos que salir más temprano para llegar a nuestros destinos y con esta reubicación nos tomará menos tiempo y a mí me beneficia y ayuda muchísimo. Creo que ahora me voy a ahorrar por lo menos 20 minutos de recorrido”, aseveró la mujer de 48 años de edad.
Pérez Jiménez reconoció que las medidas que ha promovido el Gobierno estatal contribuyen para beneficio de los usuarios del transporte público y de la salud, medidas que aseguró han ayudado para que no nos contagiemos de Coronavirus, quienes a diario tenemos que hacer uso del transporte público para ir a trabajar.
Respecto a la implementación de dispensadores de gel antibacterial en los camiones, Carmen expresó que es una buena medida que contribuirá para su bienestar y el del resto de las personas que usan el servicio. “Así me cuido yo, se cuidan los otros y nos cuidamos entre todos. Creo que al acercar los paraderos el Gobierno está haciendo algo para ayudar a los que usamos los camiones y combis todos los días. En mi caso, se lo repito, me
beneficia bastante”.
Por otro lado, Paulina Magaña Ruiz, quien también aborda su camión en el Centro Histórico de Mérida, detalló que estas nuevas modificaciones a las zonas de ascenso y descenso ayudan a reducir sus tiempos de traslado y de espera, por lo que significa que el Gobierno del Estado escucha las solicitudes de quienes a diario usamos el camión.
Antes de continuar con su recorrido para abordar el último camión que la lleva a su centro laboral, la mujer de 37 años de edad mencionó que estas adecuaciones son efectivas y añadió que también es muy positivo que se hayan colocado dispensadores de gel antibacterial en los camiones porque ya se ha convertido en una práctica cotidiana, como el uso de cubrebocas y la sana distancia para cuidar nuestra salud.